¿Por qué no te interesa comprar muebles sin factura?

No se espera un arrebato de civismo colectivo, por el que nuestra cultura cambie y todo el mundo se convenza de repente, de las ventajas de pagar impuestos, para contribuir a la mejora continua de los servicios públicos y de nuestro entorno en general. Por eso creo que es mejor señalar  las ventajas inmediatas de comprar con factura, porque las hay.

1.    Tener factura oficial de compra es necesario para reclamar la garantía de un mueble. En el establecimiento de venta podrían decir que no, que es suficiente con el albarán, o incluso ni eso. Pero, ¿y si la tienda no estuviera abierta cuando tengamos que hacer esa reclamación? Si el fabricante sí está abierto, y tenemos conocimiento de quién es, podríamos exigir responsabilidad de garantía, directamente, o a través de algún otro comercio que se brindara a gestionarlo.

2.    La factura debe ser el documento en el que se especifica detalladamente cada una de las cosas que hemos adquirido. Hasta ese momento podemos manejar una documentación más o menos explícita, pero en la factura es exigible el detalle exacto. Cualquier reclamación de calidad, precio, o lo que sea debe tener referencias exactas, de lo contrario podríamos recibir compensaciones que nada tengan que ver. ¿Lo has pensado?

3.    La factura oficial de compra es el único documento que aceptará tu seguro para pagarte indemnización, en el caso de que se produzca algún accidente en tu hogar u oficina. Aunque tengas cubiertos los accidentes en tus seguros, tienes que acreditar con facturas lo que ha resultado dañado.

4.    Hoy en día no se deben hacer pagos en efectivo superiores a 2.500€, ni totales, ni fraccionados, de hecho hacerlo tiene duras sanciones, y no sólo para quien cobra.

5.    Tener factura, que incluye los servicios que se prestan en tu domicilio, compromete claramente a quien ha enviado a los trabajadores a prestar el servicio. No tener ninguna documentación, en los casos en los que hubiera algún trabajador en situación irregular, es como haber contratado tú mismo a una persona sin dar de alta, si le pasa algo en la escalera, o en tu propia casa, igual no pasa nada,¡ o si! (Las empresas que se acostumbran a irregularidades, no suelen cometer una sola.)

6.    La compra de muebles, con su preceptiva factura legal y su IVA, es 100% desgravable en el impuesto de la renta, si se imputa a una inmueble que tengamos alquilado a otras personas. El propietario puede deducirse un 10% anual hasta 10 años. Si eres el propietario de uno de esos inmuebles puedes hacerlo. Y si eres el inquilino de un inmueble podrías pactar algo con el propietario.

Aunque hay más cosas que cabría decir, estas son seis razones que suponen valor hasta para el más egoísta de los consumidores. Seis razones de interés propio, y no para el consabido interés colectivo de las estructuras sociales. En esas no voy a entrar ahora, aunque sé de hecho que una empresa no puede atender todos sus gastos oficiales si se dedica a trabajar sin factura con los bajos niveles de facturación actual. Al final, por fuerza tiene que hacer más cosas de las que le gustarían de forma irregular, y es entonces cuando empiezan los peligros más potentes. ¿Te gustaría que en tu trabajo decidieran que no se va a cotizar por ti, porque eso hace más competitiva a tu empresa?

Por si alguno es más sensible a otros argumentos, ahí dejo este vídeo.

Domingo Quintero

Entra en Mueblipedia y elige mejor dónde y qué vas a comprar. Haz clic AQUÍ

Compártelo:

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pinche el enlace para mayor información sobre las cookies.

ACEPTAR
Síguenos

Recibe aviso de los nuevos posts en tu correo.

Únete: