El sector español de comercio de muebles, con 16.000 trabajadores, reduce su tamaño un 60% en cinco años.

Más noticias de cierres. En este caso comercio, parece que se repite la historia; bajada de ventas, pérdida de beneficios, primeras reducciones de costes, más bajada de ventas, más ajustes, pérdidas reales, más ajustes, pérdidas estructurales, agotamiento y cierre. 

Sigo pensando que hacer lo mismo conduce al mismo sitio, por eso no me cansaré de intentar proponer cosas nuevas, reinvención, cambio de modelo, no reducciones con el mismo modelo hasta hacerlo inviable en sí mismo.

No hay ningún equipo de fórmula uno que decida quitar ruedas para tener menos peso y correr más. Cambian de piloto, buscan mejoras técnicas, o incluso innovaciones, aunque al poco tiempo todos se las copien. Hacer adelgazar al piloto, y decidir una u otra estrategia de llenado del depósito y paradas lo saben hacer todos, y no va a ser la ventaja definitiva.-

Probablemente sabemos hacer nuestro trabajo muy bien, probablemente ya no se puede hacer con menos gastos, y probablemente es verdad que a nuestro público le gusta que se le de el servicio que damos. Pero es más que probable que nuestro público se ha reducido de una forma brutal, es más que probable que mucha gente utilizará algunas tiendas sólo para mirarlas como el que mira una revista gratuita, es mucho más que probable que Internet es la referencia de información general y es muy, pero que muy probable, que una mayoría del público general no valorará muchos de nuestros gastos como necesarios para satisfacer sus necesidades, si encuentran formulas más económicas. ¿No siguen llenos los vuelos de Ryan Air? Pues ahí sube la gente, y suben a sus seres queridos, ¿qué valoran entonces?

Sólo el que defina claramente su público, para definir  su oferta y diseñar una estructura viable, podrá hacer  ajuste sensato de sus costes. El resto de ajustes no son más que obviedades, que ya se deberían haber hecho desde siempre, o movimientos desesperados de resultado incierto a medio plazo.

Algunas tiendas por su estructura extraordinaria,  por su arraigo en la zona, y una clientela histórica, pueden seguir intentando trabajar como siempre, con algunos ajustes.  Gozan de ventajas como su enorme exposición y muchos más medios que los demás competidores, y puede que termine quedándoles un mercado mejor con la desaparición de muchos negocios menores. Pero ni si quiera estos tienen en esa espectativa una salvación segura, y mucho menos cómoda.  Que se lo pregunten a los de Talavera.

El que manda a medio y largo plazo es el Mercado, el público. Es al público al que hay que estudiar para entenderlo y ofrecerle exactamente lo que necesita. Cuando decimos que trabajamos  “como quieren mis clientes” tenemos que estar seguros de que con esos clientes, los que nos quedan, nuestro negocio puede subsistir, de lo contrario seremos vasallos de un rey en una República.

No sería malo ser empleado de una familia real aunque sea en una república, siempre que el esfuerzo sea justo y la recompensa suficiente. ¡Pero vasallo! Vasallo tiene varias acepciones: (1. Sujeto a algún señor con vínculo de vasallaje, 2. Persona que reconoce a otra por su superior o tiene dependencia de ella, 3. El que debía servicio personal a su señor…) El vasallaje se acepta por miedo a perder lo que tenemos, por complejos de inferioridad, por costumbre, o incluso por pereza de intentar otras cosas nuevas. No son estas las actitudes que definen al empresario, ni lo fueron cuando los fundadores de las empresas que hoy tenemos se decidieron a dar un paso hacia delante.

Comparto gran parte de los miedos, entiendo todos los recelos ante lo desconocido, y no veo caminos fáciles ni seguros, pero estoy inquieto, la inquietud no debe paralizar sino tensionar lo suficiente, ¡ya habrá tiempo para la relajación!

(Os paso dos artículos.)

Cierra la empresa Muebles de Talavera con 44 años de trayectoria – ABC.es

Desde que en junio de 1968 abriese sus puertas Muebles de Talavera, una de las tiendas del sector más grande de España, con 13 plantas y más de 6.000 metros cuadrados llenos de muebles y complementos de decoración, la empresa comunicó ayer oficialmente el cierre de sus establecimientos comerciales en Talavera de la Reina y, por ello, fueron numerosas las voces del ámbito político y empresarial las que salieron a expresar ayer su pesar ante los hechos.

«A pesar de todos los esfuerzos económicos y humanos realizados en estos últimos cinco años por reducir los costes operativos y mejorar la productividad en la empresa, el incesante descenso de las ventas hace inviable económicamente un negocio de muebles que durante tantos años ha sido un revulsivo para la economía de nuestra ciudad», explican desde la empresa Muebles de Talavera.

vía Cierra la empresa Muebles de Talavera con 44 años de trayectoria – ABC.es.

El sector español de comercio de muebles, que emplea a 16.000 trabajadores, reduce su tamaño un 60% en cinco años

Los ingresos derivados de la venta minorista de muebles se situaron en España en 2.875 millones de euros en 2011, con un descenso del 12,9% respecto al año anterior, según datos facilitados por DBK, filial de Informa D&B (Grupo CESCE).

DBK ha señalado que en 2012 el mercado está manteniendo la tendencia descendente, como consecuencia del …

Leer el artículo

Compártelo:

Escribe una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. Pinche el enlace para mayor información sobre las cookies.

ACEPTAR
Síguenos

Recibe aviso de los nuevos posts en tu correo.

Únete: